Planean el nacimiento del primer humano en el espacio en 2024

0

La compañía SpaceLife Origin tiene planeado poner en órbita a una mujer embarazada y que dé a luz a un bebé en una estación espacial en 2024, para lograr de esta manera el nacimiento del primer humano en el espacio.

En una misión de 36 horas, la futura madre y un equipo de médicos saldrían a bordo de un satélite y traerían al mundo al menor a unos 400 kilómetros de distancia de la tierra.

La empresa con sede en Países Bajos está buscando voluntarias para dar a luz en el cosmos, a quienes se les pide que ya hayan tenido dos “partos impecables”.

Estos planes están destinados a sentar las bases para la colonización humana del espacio, como el inicio de la reproducción humana fuera de la Tierra.

Un ejecutivo de la compañía describió a Mission Cradle el plan para llevar a un niño al espacio en 2024, como “un pequeño paso para un bebé, pero un paso gigante de bebé para la humanidad”.

Durante el despegue, la mujer encinta no estaría expuesta a fuerzas G normales, además de que se elegirían órbitas especiales de baja radiación para minimizar la exposición, señaló la compañía.

Las mujeres se someterían a exámenes médicos e irían a simuladores espaciales para prepararse para la misión, pero no se esperaría que realizaran las complejas tareas requeridas para los astronautas.

En 2022 comenzará la selección de candidatos, y se espera que los participantes provengan de grupos de “alto patrimonio neto” y clientes de la fecundación in vitro.

Kees Mulder, CEO de la firma, sostiene que “si la humanidad quiere convertirse en una especie multi-planetaria, también debemos aprender a reproducirnos en el espacio”.

“Cualquier compañía espacial, agencia o nación con ambiciones de colonizar otros planetas se beneficiará de asociarse con nosotros para completar con éxito sus planes”, agregó.

Un proyecto relacionado de la misma compañía, ‘Misión Lotus‘, apuntaría a lograr la concepción humana artificial en el espacio para el 2021.

Una incubadora que contenga esperma y óvulos viajaría al espacio y regresaría cuatro días después de que se hubiera concebido un embrión.

La tecnología de la misión lograría una gravedad normal en la incubadora, dijo la empresa, por lo que el embrión no sufriría de ser concebido en la ingravidez.

SpaceLife Origin señaló que la incubadora puede generar niveles de gravedad artificial ajustables, lo que permitiría la investigación sobre el desarrollo de embriones humanos en los niveles de gravedad de la Luna y Marte.

La compañía también especuló que en el futuro la humanidad podría “encontrar métodos que permitan la forma natural deseada” de concebir niños en el espacio.

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here