Banco de Canadá reduce su tasa de interés de referencia como “seguro” ante caída de los precios del petróleo

0

Pocos analistas lo previeron en 2014. Muchos economistas apuntaban más bien a “la inminente” alza que ocurriría, tarde o temprano, en 2015. No estaba en escena, no para ese momento, la vertiginosa caída de los precios del petróleo. Hoy, el Banco de Canadá dio al traste con la mayoría de las proyecciones de esos economistas y anuncia que más bien rebaja su tasa de referencia, en una movida que parece lógica ante el contexto económico actual.

El banco central canadiense anunció este miércoles una rebaja de su tasa de interés de referencia de 1% a 0,75%, como respuesta a la reciente caída de los precios del petróleo, que será negativa para el crecimiento y la inflación en Canadá.

Tras el anuncio, el loonie cayó y llegó a cotizarse hasta en 0,8090 dólares estadounidenses, un punto a favor para los exportadores canadienses, quienes se benefician al ser más competitivos en los mercados internacionales.

La rebaja del canon de referencia anunciada este miércoles representa la primera modificación que realizan las autoridades canadienses desde septiembre de 2010 y es calificada como una especie de “seguro” ante los efectos de la caída del costo del crudo. Como se recordará el sector energético representa aproximadamente el 10% del PIB del país.

En su reporte, el Banco de Canadá explica que el panorama actual con los precios del petróleo, estimularán el crecimiento económico global (en línea con lo anunciado ayer por el FMI), “especialmente en Estados Unidos”.

La proyección del banco asume el precio del barril de crudo en $60. “Los precios están actualmente más bajos, pero creemos que podrían aumentar en el mediano plazo”, lo que muestra que el banco está analizando la situación actual como algo coyuntural.

Para el instituto, la economía canadiense ha mostrado buenas señales en los últimos trimestres, con una mayor demanda externa, un aumento en las exportaciones, más confianza a la hora de hacer negocios y a la hora de invertir en el país y un avance en el empleo. “Sin embargo, hay una incertidumbre considerable sobre la velocidad en la que esta secuencia evolucionará y cómo será afectada por el precios del petróleo”, dice en su reporte el Banco de Canadá, reconociendo que la inversión en el sector energético, caerá.

El banco también advierte que todas estas condiciones tendrán un “efecto adverso” en el ingreso y en la riqueza, desacelerando el crecimiento de la demanda interna.

La nueva proyección del Banco de Canadá es que la economía nacional tendrá un crecimiento de su PIB de 2,1% en 2015 (de 2,4% previsto el año pasado) y de 2,4% en 2016. Se prevé que la economía regrese a su máxima capacidad para finales de 2016, un poco más tarde de lo que se había proyectado en octubre.

Los analistas señalan que la medida del Banco de Canadá tiene varios objetivos, entre ellos:

Acelerar la caída del dólar canadiense frente al estadounidense, lo que impulsará las exportaciones del país, al poner en una mejor posición competitiva a los productores nacionales en los mercados internacionales.

Buscar proteger a los hogares canadienses de los efectos en el ingreso y en el empleo de la caída de los precios del petróleo, algo que en Alberta ya viene sintiéndose.

La rebaja de la tasa de interés de referencia envía una clara señal a las instituciones financieras del país, para que éstas también reduzcan sus tipos de interés, tanto para préstamos hipotecarios como para otros tipos de crédito. Con esto se estimula el consumo y se mantiene al sector en movimiento. La pregunta que queda pendiente es cómo se controlará el alto nivel de deuda de los hogares en Canadá, que ha alcanzado niveles récord durante los últimos años.

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here