California examinará caso por caso a los médicos que vuelvan de África

0

A pesar de no tener vuelos directos con los países de África occidental, California se sumó ayer a los estados que han decidido imponer restricciones a los potenciales propagadores del virus del Ébola. El Departamento de Salud estatal publicó ayer la orden de poner en cuarentena durante 21 días a cualquier viajero procedente de los países más afectados por la enfermedad y que haya tenido contacto con enfermos. Los responsables de Salud hicieron especial hincapié en este segundo dato. “Un viajero que no haya tenido contacto con una persona con Ébola no será objeto de cuarentena”, señalaron en un comunicado.  “Este enfoque sensible, caso por caso, asegurará que los responsables de sanidad en el estado previenen la expansión de la enfermedad, a la vez que se asegura el trato justo para los individuos en riesgo de padecer Ébola”, asegura la nota.

Las medidas de cuarentena fueron iniciadas por los estados de Nueva York y Nueva Jersey tras detectar el primer caso de Ébola en Nueva York, un voluntario de Médicos sin Fronteras regresado de la zona de mayor incidencia del virus. Las medidas fueron criticadas por la propia Casa Blanca, ya que imponían una cuarentena, también de 21 días, a cualquier médico que volviera de África occidental. Las medidas fueron suavizadas poco después, ante el riesgo de desatar la alarma y estigmatizar a los sanitarios. Algunos de los sanitarios que han sido puestos en cuarentena amenazan con demandar a las autoridades. El anuncio del Gobierno de California está impregnado del intento por desmarcarse de una reacción exagerada. “Hoy establecemos un protocolo estandarizado en todo el estado para requerir una cierta cuarentena para aquellos en riesgo de contraer y expandir el Ébola”, dice en la nota el director del Departamento de Salud californiano, Ron Chapman. “Esta orden protegerá la salud de los californianos y ayudará a que las autoridades sanitarias en la protección contra la enfermedad”.

“No todo el que ha estado en una zona afectada por Ébola debe ser considerado persona de alto riesgo”, añade Chapman. En los aeropuertos se determinará, caso por caso, si la persona supone algún tipo de riesgo, y en tal caso, si la persona debe estar controlada en su casa durante las tres semanas de incubación de la enfermedad o debe ser ingresada. El Departamento de Salud considera zonas de riesgo Sierra Leona, Liberia y Guinea. Los viajeros que hayan estado en estos países son los que pasarán por las nuevas medidas de prevención. Se da la circunstancia de que en California, en la ciudad de San Diego, se encuentran los laboratorios Mapp Biopharmaceutical, donde se produce la droga experimental ZMapp, que hasta ahora ha sido utilizado con éxito en dos médicos tratados en Texas y en la enfermera española contagiada en Madrid.

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here