Dueño convierte su bar en escuela en Juchitán

0

Cd.Victoria, Tamaulipas.- Increíble la acción de Carlos Antonio López, quien era dueño de un bar, al convertirlo en escuela por las mañanas con el propósito de que los niños de Juchitán no se aburrieran y sufriera de ocio tras los sismos de septiembre.

Al parecer, Antonio López, confirma que la iniciativa fue de su esposa, Nelmi Roselis Trejo, al preocuparse por el estado psicológico de los niños, puesto que sin escuela o vivir su etapa de infancia, podrían crecer frustrados y con muchos altibajos.

De igual manera Nelmi, quien es la administradora escolar provisional, prepara el desayuno para los niños, obteniendo una aportación de cada padre de 5 pesos por alumno para que no se les haga muy pesado, lo cual vale la pena, puesto que el salón de clases improvisado está rodeado de plantas, mide 10 metros de largo por 8 de ancho, techo de lámina, dos paredes de concreto, una barda de madera con plástico, un pizarrón, 30 sillas de madera y 10 mesas, a un lado la cocina y más adelante los baños.

Guadalupe García, madre de dos niñas de 10 y 11 años inscritas en la escuela pública Daniel C. Pineda, que fue demolida, aseguró que sus hijas asisten al Coco Bongo mientras ella espera el aviso de regreso a clases.

De igual manera, una madre de dos niñas de 10 y 11 años, Guadalupe García, las tenía inscritas en la escuela pública Daniel C. Pineda, que fue demolida, asegurando que sus hijas asisten al Coco Bongo mientras ella espera el aviso de regreso a clases.

Ante todos los desastres del sismo, varia gente se quedó sin trabajo, un caso es el de la psicóloga que brinda las clases en el Coco Bongo, Evelyn de Jesús Carrasco, quien se quedó sin trabajo debido a que los dueños lo cerraron por los daños causados y al ver el anuncio en Facebook que necesitaban maestro de inmediato se presentó.

Así es como el Coco Bongo ha estado teniendo una maestra de educación básica, un maestro de inglés, un psicólogo y un maestro de pintura, por lo mismo, el dueño del bar quiere mantenerlos para que ofrezcan, tras la reconstrucción, lecciones de arte, música, pintura, danza, guitarra y regularización de clases por las tardes.

 

 

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here